miércoles, 27 de junio de 2012

REFLEXIONES

Esta temporada los miembros de nuestro club han asistido a un gran número de campeonatos, estos han servido para medir el nivel de nuestros competidores y para dedicar más tiempo y esfuerzo al entrenamiento, por eso os dejo unas reflexiones personales acerca de esta temporada, no soy buen escritor (espero que no me lo tengáis en cuenta), pero espero sepáis ver lo que intento transmitiros.

Aunque se han conseguido buenos resultados, estos no siempre han sido los deseados, pero creo que la mayoría estamos contentos con los éxitos obtenidos.

Para los que me conocéis sabéis que tengo los pies en la tierra; lógicamente intento inculcar la mentalidad ganadora en nuestros competidores y alumnos pero tengo bien presente y espero que ellos también lo tengan, que la derrota forma parte del camino a recorrer para llegar a convertirse en grandes campeones y lo que es más importante en grandes personas. Las derrotas son dolorosas, a veces a nivel físico y otras las peores a nivel psicológico, por eso debemos tener siempre presentes que la derrota forma parte del aprendizaje y recordar que para llegar a ser un gran campeón hay que aprender a sobreponerse de las derrotas. En un combate puedes salir derrotado, pero solo habrás perdido si no eres capaz de sacar algo positivo de él.
Ganar es fácil, lo difícil es haber sido derrotado y seguir adelante, luchar con todas tus fuerzas para conseguir lo que deseas. Ese debe ser nuestro espíritu como club, como competidores y como personas. Afortunadamente creo que es algo que estamos consiguiendo, para ello nos preparamos, queremos dar siempre el máximo de lo que llevamos dentro, por nosotros y por todos aquellos que aún no compitiendo estáis detrás apoyándonos. Los que estáis cerca sabéis que somos un pequeño club, eso si, formado por grandes personas, que intentamos mejorar cada día en lo que hacemos.

Para algunos el Wu Shu es nuestra pasión, nuestra vida, para otros una forma de distraerse de la rutina cotidiana, otros buscan la salud, la defensa personal...pero creo que por encima de todo o por lo menos ese es mi sueño como entrenador buscamos ser mejores personas.

Algunos de vosotros habéis formado parte de nuestro equipo de competición con muy buenos resultados, otros con menos fortuna, otros por diversas circunstancias no habéis formado parte. Sabéis que la competición no es un juego y requiere sacrificios, mas horas de entrenamiento, mas intensidad, alimentación mas sana...pero al final los resultados siempre llegan, a veces en forma de medallas y quizá lo más importante en forma de aprendizaje, de paso adelante, para esto no siempre es necesario ganar. Lo realmente importante es como comentaba antes tener una visión de futuro y no dar nunca un paso atrás, si no es para coger carrerilla, tener la mente puesta siempre en mejorar y que esas derrotas que tarde o temprano llegaran sirvan para aprender, para esforzarnos un poco más.

Cómo os he dicho muchas veces, el Wu Shu es un proceso de tiempo, de constancia y trabajo duro. Es un proceso en el que nunca se dejan de mejorar y aprender cosas, y es por eso que no dejo de formarme organizando cursos de San Da, con mi maestro y amigo Pablo Ortega, de Wu Shu con mi amigo José Manuel Ferreira, y de Ving Tsun en Madrid con el maestro Jesús Carballo, todos excelentes profesores y mejores personas. Es por eso que intento que todos vosotros participéis de estas enseñanzas y mejoréis día tras día. Tanto mi hermano Ivan con sus viajes a Madrid para mejorar su Boxeo y yo con lo que os comentaba anteriormente no dejamos de formarnos, no solo por nosotros, si no por todos aquellos que formáis parte de este humilde club que nació hace 5 años y que deseamos que siga adelante, mejorando año tras año.

Por todo esto os pedimos que seáis honestos con vuestra práctica para no engañaros nunca, que seáis constantes para intentar dar un pasito adelante, que trabajéis duro en cada entrenamiento y que aprendáis a sufrir, porque sólo así llegaremos a formar un gran club, un club con grandes campeones y grandes personas, un club que ya empieza a ser respetado y así nos lo han hecho saber otros profesores, en definitiva un club con el que podamos sentirnos orgullosos.

6 comentarios:

Angel dijo...

Oleee, si señor. Jorge puedes estar orgulloso de los logros obtenidos. Enhorabuena a ti y a todos los competidores que con su sudor hacen que día a día el Club tenga nombre dentro del wu shu nacional e internacional. Enhorabuena también por trasladar todos los valores recogidos en tu reflexión ya que son los verdaderos pilares de este club. Valores que hoy en día son verdaderamente difíciles de encontrar, a pesar de que paradójicamente existan muchos gimnasios y clubes ofreciéndolos. Solo hay que darse una vuelta observar lo que se ofrece y darse cuenta entonces de la calidad de lo ofrecido.

Un abrazo

Ángel Luis Alvaro

Wushu dijo...

Muchas gracias Ángel por tus palabras.
Sabes que todos los éxitos no llegarían sin todos aquellos que estáis detrás apoyando.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

Muy buena reflexión Jorge.
Es importante que tengamos los pies en la tierra y sepamos que nos queda mucho camino por recorrer, pero también saber que hemos avanzado mucho. Y, que como tú has dicho, nos han reconocido por el trabajo que estamos realizando.
Esperemos que podamos seguir consiguiendo más éxitos y que en nuestra ciudad se nos valore como lo están haciendo fuera.

Un abrazo a todos.

ivanete

Crístofer Campos dijo...

grandes palabras de un gran maestro y amigo, gracias por el apoyo y por las enseñanzas constantes que estamos recibiendo día a día.
Lo importante es aprender de nuestros errores y prosperar como personas, valores que brillan en el club cada día.
Seguiremos trabajando duro haciendo un uso responsable de vuestras enseñanzas como personas.
un abrazo.

Wushu dijo...

No creo ser merecedor de tal halago Cristofer. Aún así agradezco de corazón tus palabras hacia mi persona, me enorgullece que alguien piense así de mi.
Un abrazo y no dejéis de entrenar este verano.

Anónimo dijo...

De Oscar Jamardo de Argentina:
en correspondencia me parecio debido visitar su blog, estimado maestro. Debo felicitarlo por él y de paso decir que éste que ha dejado acá, es un excelente mensaje para sus alumnos, reflejo del verdadero espíritu del Wu Shu- Kung Fu.
Saludos y mis felicitaciones nuevamente.